Gracias a la información que Elvira facilitó a la policía, Silvia y Toni buscan al Pecas, el traficante que parece estar pasando droga en los bares del barrio. Los policías distribuyen la imagen del sospechoso, gracias a la cual, Ricky y Luís lo identifican en el Moonlight. 

Por su parte, Elías y Nacha continúan investigando a la chica que drogó y robó a Toni, que queda fuera del caso por su implicación. Sin embargo, el chico no se resigna a seguir el caso desde fuera y continúa investigando por su cuenta creando un perfil falso en la app de citas para atraer de nuevo a la ladrona.

Damián continúa reuniéndose con el «Boli» en la cárcel. Trata de convencerlo para que acepte su propuesta para trabajar en la ferretería, pero el violador de su hija rechaza una y otra vez el trabajo, pues siente que tiene una misión que completar en la cárcel. 

Espe vuelve al trabajo, donde, tras el caso de Begoña, tendrá que enfrentarse de nuevo a la rutina diaria de comisaría. Lo más difícil será frecuentar el despacho de la UIT y no encontrar allí a Fede. 

¿Quieres ser el primero en conocer todas las novedades
sobre tu serie favorita?

Únete a nuestro grupo en Facebook

Merche, ilusionada por su nueva relación con Bremón, decide contárselo a su hija y esta quiere conocerlo. La oficial prepara una cita para que también acudan los hijos del comisario pero Bremón no parece estar muy de acuerdo.