‘El final del camino’ despide temporada con un capítulo de reencuentros y mucha acción. Gonzalo vuelve a Compostela y descubre que Elvira sigue viva. Mientras, Compostela espera la inauguración de la Puerta de Platerías ante la negativa de Odamiro y las dudas de Esteban. Urraca ya es reina de León y decide casarse con Alfonso de Aragón para conseguir más poder; sin embargo, esta decisión y la negativa de enviar a su hijo a Toledo le traerán problemas que desembocarán en una guerra. El último capítulo, miércoles 1 de marzo, a las 22:40 horas, en La 1

ElFinalDelCamino_Cap8_4

Gonzalo lleva 20 años viviendo una mentira creada por la traición de Pedro, sustentada por la plata de Tomás y alimentada por las palabras de Gelmírez. Pero ahora la verdad está ante sus ojos y ha llegado el momento de saldar cuentas. Tras su llegada a Compostela y descubrir que Elvira sigue viva, el enfrentamiento entre Gonzalo y Pedro no se hace esperar.

Toda la ciudad de Compostela espera ansiosa la inminente inauguración de la Puerta de Platerías. Menos Odamiro, que intenta destruirla, y el propio Esteban, al que aún le falta una imagen para terminar su obra. Una imagen que evoque el perdón y haga que todo peregrino que cruce la puerta sienta el amor de Dios.

Urraca ha conseguido su objetivo: es reina de León. Sin embargo, su ambición la lleva a ir un paso más allá y casarse con Alfonso de Aragón. Ambos reinarán con igual poder sobre el territorio más poderoso de la península. Pero pronto las disputas maritales afectan a las decisiones de gobierno, que se terminan resolviendo en el campo de batalla.

El Batallador exige que el hijo de Urraca acuda a Toledo para librarse del heredero al trono de León y Galicia. Petición a la que Gelmírez no piensa acceder, a pesar de que su negativa pueda suponer la entrada de las tropas del Batallador en Compostela. O lo que es lo mismo, la guerra.