martes, abril 16, 2024
InicioAmar es para siempre'Amar es para siempre' (Mejores momentos): Un reencuentro para despedirse

‘Amar es para siempre’ (Mejores momentos): Un reencuentro para despedirse

-

1
El futuro de El Asturiano, en juego: Pelayo se prepara para una nueva vida

La vida de Pelayo no se puede escribir sin mencionar a El Asturiano. El bar ha sido su segunda casa durante más de la mitad de su vida y en él ha vivido algunos de los momentos más importantes y especiales de su vida.

Con todo el dolor de su corazón, Pelayo piensa que ha llegado la hora de dejar de trabajar y poder hacer otras cosas el tiempo que le quede de vida junto a su gran amor, pero tiene demasiado miedo a comunicar la noticia.

Por su parte, Marisa no quiere que el hombre del que está enamorada se hunda y le ha recordado que puede visitar a sus nietos o escribir un libro en su tiempo libre, pero después de las palabras anteriores de su pareja, Pelayo no puede pensar en otro plan que no sea vivir. “La vida, hasta el último momento, te da alegrías”, ha dicho embelesado con la mujer.

Las palabras de Pelayo no han engañado a Marisa, que conoce perfectamente al hombre que tiene enfrente: “Te da vértigo dejar el bar que ha sido toda tu vida”.

El mayor miedo de Pelayo, en cambio, es más bien otro: decírselo a su hijo. Llevan toda la vida juntos y no sabe cómo va a afrontar alejarse de su padre tanto en casa como en el trabajo de forma tan seguida. “Se le va a romper el alma”, ha dicho preocupado.

Anterior